lunes 22 de abril de 2024

Nikola Tesla

 “El código secreto del universo”

Tesla estaba obsesionado con los números 3, 6 y 9, pero ¿qué significaban realmente para él? o ¿por qué pensó que eran importantes?

domingo 30 de octubre de 2022
 “El código secreto del universo”

 

Por Néstor Vidal*.

¿Sabías que Tesla le daba 3 (tres) vueltas a un edificio antes de entrar a él? ¿O que limpiaba sus bajillas con 18 servilletas porque eran divisibles por 3 (tres)? Adentrémonos a la obsesión de Nikola Tesla por los números 3, 6 y 9. Así como la ola de inusuales teorías que esta obsesión generó. Hay incluso quienes creen que su fascinación por la magnificencia de estos números le ayudó a manifestar sus deseos.

La obsesión de Tesla por el 3,6 y 9 comenzó por su fijación por el número 3. Con el paso del tiempo empezó a sugerir que 3,6 y 9 podrían ser la “Llave del Universo”. Hay quienes afirman que el número 9 es el universo mismo, la vibración, la energía y la frecuencia. Y es que observando de cerca el patrón de 3 y 6, nos damos cuenta de que 3 y 6 son iguales a 9, 6 y 3 = 9, así que significa la unidad de ambas polaridades. El científico Makro Rodin nos dice que duplicar uno luego dos y así sucesivamente, crea un patrón que excluye 3, 6 y 9. Como resultado, el cree que los números 3, 6, 9 entonces representa un campo de flujo o un vector de la tercera a la cuarta dimensión. De hecho, se cuenta que Tesla no se cansaba de repetir: “Si solo supieras la magnificencia del 3,6 y 9, entonces tendrías la llave del universo”.

No hay certeza de que el inventor realmente haya dicho la famosa cita, pero de lo que sí no hay duda es que estaba realmente obsesionado con estos números. ¿Pero qué significaban realmente para él? o ¿por qué pensó que eran importantes? La respuesta la encontramos en las complicadas matemáticas de la historia humana. Si hay algo que debemos entender es que no hemos creado las matemáticas, sino que las descubrimos. Es decir, las matemáticas son un lenguaje y Ley Universal. No importa en qué parte estés. 1 + 2 siempre será igual a 3. Los triángulos tienen 3 lados, las trinidades abundan en la historia humana, como el padre, hijo y Espíritu Santo. Al viajar hasta la gran pirámide de Guiza, veremos que no solo hay 3 grandes pirámides, sino que las mismas están ubicadas de una forma muy concreta, reflejando las posiciones de las estrellas del cinturón de Orión.

Y también observaremos otro grupo de 3 pirámides más pequeñas y así podríamos pasar todo este artículo mencionando innumerables evidencias de que la naturaleza utiliza simetría triple y sexta, incluyendo la forma de azulejo hexagonal de la celda de la abeja común. Nuestros ancestros emularon dichas formas en la construcción de su arquitectura sagrada. Es más, el propio Tesla señalaría la trifecta de energía, frecuencia y vibración que creía que contenían los secretos del universo. Tesla manifestó su obsesión de numerosas y excéntricas formas, por ejemplo, daba 3 vueltas a la manzana antes de entrar al edificio donde vivía. Lavaba sus platos con 18 servilletas porque el número 18 es divisible por 9-6 y 3. Además, solo se hospedaba en habitaciones de hotel que tuvieran un número de habitación divisible por 3. También realizaba cálculos sobre elementos existentes en su día a día, solo para cerciorarse que el resultado era divisible por 3. En ello basaba sus decisiones y elecciones. Todo lo concebía en conjuntos de 3.

Algunos dicen que sufría T.O.C Trastorno Obsesivo Compulsivo y otros aseguran que simplemente era muy supersticioso. Ante la duda, mejor tener en cuenta que, como buen genio, Tesla, notó cosas que otros no. Como ejemplo, hay que recordar que imaginó el potencial de la electricidad mucho antes que sus contemporáneos. En la actualidad, la teoría 3-6-9 de Tesla ha revivido gracias a Internet, donde se ha concebido ahora como el método de manifestación 369. ¿En qué consiste este método? Los usuarios buscan alcanzar sus objetivos, primero anotando lo que manifiestan como un ascenso laboral, por ejemplo. Lo anotan 3 veces por la mañana, 6 veces por la tarde y 9 veces por la noche. Lo que se cree es que esta repetición manifestará lo que la persona desea, en parte debido a la naturaleza especial de los números 3-6-9. Haciendo alusión a lo que decía Tesla sobre la llave del universo. Seguramente el científico jamás imaginó que su obsesión inspiraría a teorías y métodos adaptados y ampliados por millones de personas que esperan mejorar sus vidas manifestando sus deseos escribiéndolos repetidamente. 3-6 y 9 veces. Si bien puede que no sea exactamente lo que imaginó Nikola Tesla sucedería en el futuro sobre sus 3 números mágicos y es una prueba de que el poder de sus ideas vence cualquier paso del tiempo. El 3-6-9 no es el único patrón que ha maravillado a científicos, filósofos, personas comunes y corrientes en la historia de la humanidad. Existen números y patrones que aparecen de modo natural en el universo, patrones que hemos descubierto comunes a nuestra vida. Las galaxias las formaciones estelares, la evolución y casi todos los sistemas naturales. Como ejemplo podemos mencionar al conocido número Áureo o Divina proporción. ¿Que otro recuerdas tú?

“Centro de Investigación Forense y Nuevas Tecnologías”

 *Néstor Vidal, 22 años de experiencia en el campo de la Investigación Forense Técnica Científicas y de Nuevas Tecnologías, incluidos los mercados de automotriz, Biotecnología, Robótica, Inteligencia Artificial - “Centro de Investigación Forense y Nuevas Tecnologías”

Temas de esta nota
Te puede interesar
Últimas noticias
MÁS VISTAS