lunes 22 de abril de 2024

Salud

Coronavirus: continúan los ensayos clínicos de la vacuna argentina

Hasta el momento, se evaluó en 100 voluntarios de entre 18 y 60 años y, próximamente, será testeada en diez centros de salud de todo el país.

miércoles 15 de febrero de 2023
Coronavirus: continúan los ensayos clínicos de la vacuna argentina
La nueva vacuna podrá adaptarse ante el surgimiento de nuevas variantes. Foto: archivo.
La nueva vacuna podrá adaptarse ante el surgimiento de nuevas variantes. Foto: archivo.

Durante la jornada del martes, la vacuna argentina contra el coronavirus ARVAC Cecilia Grierson, desarrollada por la UNSAM, el CONICET y el Laboratorio Cassará, comenzó los ensayos clínicos de su fase 2/3.

Hasta el momento, y con un resultado positivo, la vacuna fue evaluada en 100 voluntarios de entre 18 y 60 años, mientras que en las próximas semanas se abrirá la inscripción para avanzar con una segunda etapa en diez centros de salud de todo el país.

Un equipo de la Universidad Nacional de San Martín, liderado por la doctora Juliana Cassataro, es quien tiene a su cargo el desarrollo de la vacuna. Por su parte, la Agencia I+D+i, dependiente de la cartera científico nacional, fue la encargada de financiar esta segunda etapa aportando 1.100 millones de pesos.

Según informó Telam, en el día de ayer, el Ministro de Ciencia, Daniel Filmus se reunió con el equipo y destacó el gran avance que están realizando científicos y científicas de nuestro país siendo “esta vacuna un motivo de orgullo para la Argentina”.

Una vez completados los estudios de la fase 2 y 3, ya se está en condiciones de pedir la aprobación final de la ANMAT para ser aplicada como vacuna de refuerzo a todos los ciudadanos argentinos.

En este sentido, la vacuna está pensada como una dosis de refuerzo en personas que ya están inmunizadas y se basa en la tecnología de proteínas recombinantes, una tecnología que ya se está aplicando en las vacunas contra el Hepatitis B en niños y niñas recién nacidos y, también, en las dosis del VPH.

A diferencia de las primeras vacunas contra el COVID-19, podrá ser almacenada entre los 2 y 8 grados, lo que permitirá que sean más económicas, fáciles de distribuir y de producir. También tiene la característica de poder adaptarse ante el surgimiento de nuevas variantes a nivel regional y mundial. (ANB)

Te puede interesar
Últimas noticias
MÁS VISTAS