domingo 25 de septiembre de 2022

Invierno

El detrás de un día de esquí: cómo es la tarea de los operarios del cerro Catedral

Todas las madrugadas, los trabajadores se encargan de despejar de nieve las plataformas de los medios para que funcionen correctamente.

miércoles 17 de agosto de 2022
El detrás de un día de esquí: cómo es la tarea de los operarios del cerro Catedral
"Es una tarea ardua que muchas veces la gente que viene a esquiar no ve ni se imagina", aseguran los operarios. Fotos: gentileza Carlos Marinao.
"Es una tarea ardua que muchas veces la gente que viene a esquiar no ve ni se imagina", aseguran los operarios. Fotos: gentileza Carlos Marinao.

Muy temprano, cuando muchos barilochenses recién comienzan el día, en la montaña, ya hay trabajadores que, a fuerza de pala, logran que los medios de elevación del centro invernal más importante de Sudamérica, se ponga de pie.

“Entre las 7,30 y 7,45 comenzamos nuestra labor”, indica en diálogo con ANB, Carlos Marinao, uno de los operarios del cerro Catedral. El hombre se desempeña en el sector sur de la montaña, que comprende algunos de los medios de elevación, aunque aclara, que las tareas se repiten de igual manera en todos los sectores.

Marinao detalla cómo es el día a día de los trabajadores que comienza bastante antes de la apertura para los esquiadores y peatones que ascienden a conocer la montaña. “Subimos por Amancay, nos dirigimos a Diente de Caballo y ahí comienza nuestro laburo de pala”, resume de manera concreta.

Los trabajadores destacan el compañerismo que hay en el grupo. Foto: gentileza Carlos Marinao.

El trabajo consiste, básicamente, en despejar las plataformas para que las sillas de los medios de elevación puedan rotar y funcionar correctamente. Pero la tarea requiere esfuerzo duro, especialmente en este invierno. “Es una temporada atípica, fueron muy pocos los días que no hemos tenido que palear nieve”, indica.

Es que el invierno 2022 que se adelantó un par de meses a la fecha de calendario, está siendo uno de los más nevadores de los últimos años. “En la base, debe haber un metro de nieve pisada y donde estamos nosotros, en Punta Princesa, que estamos a casi 2 mil metros (snm), debe haber dos metros fáciles”, dice.

“Nuestro trabajo consiste en despejar la plataforma para que puedan llegar las sillas”, remarca Marinao y agrega que “si calculamos que llevamos unos 50 días de temporada, 35 debemos haber tenido que palear nieve. Es increíble lo que ha nevado”.

El trabajo de los operarios es una tarea manual, que realizan día a día y constantemente, ya que, en los días de nieve continua, la acumulación es rápida y no da descanso a las tareas.

En una especie de trineo que idearon, cargan paladas de nieve y ellos mismos la arrojan a varios metros del medio de elevación, donde no genere inconvenientes para los esquiadores. Cuando la temporada recién inicia, brinda la oportunidad de poder dejar la nieve en los laterales al medio de elevación, aunque ahora “ya tenemos paredes de más de 2 metros de nieve acumulada de lo que vamos despejando”, relata.

Los operarios ascienden muy temprano para despejar la nieve. Foto: gentileza Carlos Marinao.

 “Todo es a pala y pulmón”, remarca el hombre y añade que “una vez que se despeja, empieza el trabajo de descongelamiento de las poleas”. Luego de eso, se dividen en grupos que se dirigen a los otros medios del sector IV para repetir la tarea en las otras sillas, así como sucede en los distintos sectores del cerro.

Marinao aclara que, si bien la apertura depende del clima, el trabajo se realiza igual. “En estos días no abrieron todos los medios por el viento y riesgo de avalanchas, pero eso no quiere decir que no trabajemos, ya que despejamos igual para que no se acumule más nieve con el paso de los días”, dice.

El trabajo es posible gracias al esfuerzo, pero también, al compañerismo. “Entre nosotros somos muy compañeros, estamos todos muy unidos”, destaca y añade que “son jornadas muy largas de trabajo. Es una tarea ardua que muchas veces la gente que viene a esquiar no ve ni se imagina, pero mover un medio de elevación conlleva mucho trabajo y responsabilidad”. (ANB)

Te puede interesar
Últimas noticias