lunes 22 de abril de 2024

Transporte

Mi Bus reemplazará unidades existentes con modelos más viejos

La empresa apunta a la falta de subsidios nacionales como el causante mayor de la crisis. ¿Cuál es el plan de la firma de transporte para la ciudad?

lunes 13 de diciembre de 2021
Mi Bus reemplazará unidades existentes con modelos más viejos
Mi Bus en Bariloche (Foto: Marcelo Martínez)
Mi Bus en Bariloche (Foto: Marcelo Martínez)

 

En plena crisis, descripta por las mismas autoridades de la empresa, Mi Bus anunció el reemplazo de unidades existentes por modelos más viejos habilitados, a la vez que incorporará transportes articulados y colectivos con rampa.

Desde la firma de transportes urbanos, descartaron irse de la ciudad y tampoco quitarán frecuencias ni servicios.

En conferencia de prensa, representantes de la empresa apuntaron a la crisis coyuntural que atraviesa Mi Bus, marcada por la falta de subsidios y la pandemia: “todas las empresas del interior entraron en una etapa de crisis y nos hemos sentido en una obligación de atravesarla pudiendo seguir con el servicio. Estamos en una situación muy problemática que no nos ha permitido cubrir nuestros principales costos”, afirmó Julio Conca, gerente administrativo de la firma.

“El 90% de los fondos que destina Nación al subsidio del transporte público se destinan a CABA y 40 localidades del AMBA. El resto del país debe distribuir apenas un 10% entre las 23 provincias”, explicó.

Conferencia de prensa en Mi Bus. (Foto: Marcelo Martínez)

“Mi Bus, junto con el Municipio, hemos salido a sostener esta situación. Sin el aporte del Gobierno provincial tampoco habríamos podido enfrentar esta situación. Tendríamos que haber llevado el a un precio muy alto y quitar la gratuidad en los estudiantes”, expresó el gerente.

Las autoridades confirmaron que, especialmente en la época de pandemia plena, “habíamos llegado a una conclusión de rescindir del contrato y dejar de prestar servicio en Bariloche”.

Y aclararon: “en un gran esfuerzo, ajustamos el acuerdo para seguir trabajando”.

Otros elementos a los que apuntan las autoridades son el aumento de costos y gastos operativos (salarios, combustibles, repuestos, alquileres); y las deudas que la empresa asumió para renovar la flota.

Tras la compra de nuevas unidades, Mi Bus mantiene una deuda de $500 millones. (Foto: Marcelo Martínez)

Esta coyuntura descripta, más la deuda de 500 millones de pesos que se mantiene con el mayor proveedor de la empresa de transporte(fabricante al cual le compraron las unidades nuevas), llevaron a Mi Bus a presentar la propuesta de cambiar más de 50 unidades existentes por otros modelos más viejos, aproximadamente del 2012.

La empresa definió devolver los colectivos que había adquirido, “producto de las presiones que recibe de sus acreedores”. “Son, un poco más de 500 millones de pesos que hoy no puede pagar porque el uso del servicio no volvió a ser el mismo que antes de la Pandemia (lo utilizan un 50% menos de personas)”, argumentaron.

“No se van a ver afectados los servicios, se va a respetar la cantidad de unidades y las frecuencias”, aseguró Conca, al tiempo que adelantó que sumarán unidades articuladas “para aumentar la cantidad de pasajeros que puedan viajar”. También se van a disponer vehículos con rampa.

“Queremos seguir apostando a Bariloche y preservando los 250 puestos de trabajo. Hoy en día nadie tiene pensado que la ciudad se quede sin transporte”, marcó. (ANB)

Temas de esta nota
Te puede interesar
Últimas noticias