domingo 26 de septiembre de 2021

Tierras

Ocupación en Casa de Piedra: “Podés mostrar papeles con firmas, pero el certificado de dominio es uno solo”

Fueron desocupadas las tierras cercanas al lago Moreno. Las autoridades señalaron que son propiedad del Estado nacional, pero ¿hasta dónde tiene guarda el Ejército?

martes 01 de junio de 2021
Ocupación en Casa de Piedra: “Podés mostrar papeles con firmas, pero el certificado de dominio es uno solo”

El terreno cercano a la costa del Lago Moreno, que estaba ocupado por un hombre para realizar tareas de pastoreo y mantenimiento, fue liberado. Ahora, agentes de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) quedaron de guardia.

Según confirmó el titular de la Delegación Moreno, Claudio Otano, “luego del reclamo generalizado de las juntas vecinales, de las comunidades de pueblos originarios y del Ejército, como guardador de esas tierras, sumado a las condiciones del tiempo, hicieron que David Gallegos, tuviera que retirarse”.

La presencia de Gallegos, hace aproximadamente un mes, fue advertida por vecinos que denunciaron una posible toma en el lugar. El hombre, con domicilio en Villa Los Coihues, inmediatamente mostró a las autoridades una autorización, certificada por la Policía de Río Negro, en la cual el supuesto dueño de las tierras, Valentín Robles,  lo apoderaba para el mantenimiento de ese terreno.

“Podes mostrar plano y papeles con firmas, pero el certificado de dominio es uno solo”, señaló Otano, quien aseguró que Robles no presentó planos ni documentación a las autoridades y que ese terreno es propiedad del Estado Nacional Argentino, en guarda del Ejército.

Según al plano catastral al que pudo acceder ANB, el propietario de la fracción Q10, sobre la cual se puso en juego su titularidad, tiene domicilio en Bustillo 8.500, en referencia a la Escuela Militar de Montaña. En límite con el paso del arroyo Casa de Piedra, el Estado nacional posee una superficie de más de 410 hectáreas. Se considera zona de frontera y reconoce servidumbre sobre los nacimientos y corrientes de agua.

Sobre la salida de Gallegos, el delegado opinó que “este hombre se cansó de ver que el supuesto apoderado no muestre la documentación fidedigna. Además ya había crecido el pánico en los vecinos y generado varias denuncias”.

Y agregó: “Veremos el seguimiento que hace la Justicia federal de todo esto.  Esperemos que no se vuelva a suscitar una irregularidad como esta. Estas acciones validan que cualquiera vaya mañana con un papel a la Policía y pague $200 para certificar una firma donde vos decís que estás en nombre de un supuesto apoderado. Es una truchada”.

Finalmente, se abrió uno de los accesos que estaban cerrados al paso vehicular, para poder limpiar el terreno y ahora, hay una guardia de la PSA cuidando el lugar, para que no haya otro tipo de ingresos. (ANB)

Te puede interesar
Últimas noticias